Appaloosa : malos tiempos para la lírica

Corren malos tiempos para la lírica…ni los 4 Óscars de Sin Perdón en 1992 fueron suficientes para reescribir una historia americana del far west que impulsura a la industria americana en retomar su propio género, tan sólo fue una breve moda que nos dejó algunos esperpentos con mucha recámara pero pocas balas: Rápida y Mortal , Maverick, o algunas gratas sorpresas como Open Rage, o la más reciente Pozos de Ambición.

Empolvados quedan en las DVDtecas los tótem del género americano por excelencia:John Ford, Howard Hawks, John Sturges,etc. que crearon lo que devendría de por sí el único género autóctono de un país:el western…una diligencia, un río bravo o un duelo de titanes ya tienen significado propio. Pero tras el crepúsculo vendría la trilogía del dolar, un grupo de salvajes y un infierno de cobardes productores sólo interesados en remakes del OK corral, del Álamo o algún indio que otro (Gerónimo) intentando asaltar trenes aunque fuera el reciente de las 3.10.

De muchas de estos remakes, declarados o no, salieron westerns que reformularon algunos clásicos como pasó con el mal denominado spaghettiwestern y ahora bien-llamado eurowestern. Eran productores (italia era la industria potente en los 60) sólo interesados en el dólar,bien es cierto, copiaban todo, empezaron con los peplum ,siguieron con los 007, y se atrevieron con la marca made in USA, y ,sin saberlo, realizarían una serie de películas que con el paso del tiempo, ahora sí, ya nos atrevemos a denominarlas western de autor, no porque hicieran taquilla, porque sí la hicieron, sino porque le dieron la vuelta a un calcetín que tenía ya dados tantas puntadas que ningún espectador (todos hemos visto westerns) podía imaginar un horizonte lejano que no fuera Monument Valley, ahora cambiado por el desierto almeriense.

¿Es ,realmente, Appaloosa un western de autor?

 

Ed Harris, respetado y veterano actor, debutó como director con la biografía del pintor americano Jackson Pollock, expresionista abstracto conocido por su técnica del goteo muy parecido a la polémica cúpula de la sede de las Naciones Unidas pintada por Miquel Barceló.     La crítica americana aplaudió su biopic que preparó durante casi 10 años. Ahora con Appaloosa ,Ed Harris vuelve a ponerse otra vez a ambos lados del objetivo y consigue recrear una historia de tres personajes, un triangulo con lados desiguales pero que sorprende por el tratamiento con diálogos originales, muy poco propios entre vaqueros.En ese aspecto podríamos compararlo con lo que hizo Quentin Tarantino cuando dotó de un nuevo discurso a esos gansters de poca monta en Reservoir Dogs haciendo ,incluso, que nos cayeran bien. O si buscamos una refencia dentro del género podríamos citar el western de Jim Jarmusch ,Dead Man.

En Appaloosa, los protagonistas son dos, Ed Harris y Viggo Mortensen, dos cabalgan juntos, hasta llegar a una ciudad donde vender sus servicios como nuevos agentes de la ley para acabar con el control outlaw del antogonista ,a priori, Jeremy Irons ; a todo este trío de poker, añadimos la reina de corazones de la trama, la siempre irritante Renée Zellweger, cuyo personaje deammbula de un lado a otro de la moralidad de la época (lo que hace que la tirria que transmite como actriz se canalice casi perfectamente para este personaje).

Toda la película funciona sobre la relación/interpretación de los dos amigos indivisibles, Ed y Vigo, Harris y Mortensen. Los silencios, las miradas y esas frases dilapidarias encajan con la definición que el director quiere dar a sus personajes protagonistas cual la homónima novela del
escritor Robert B.Parker, adaptada por el propio Ed Harris y con la ayuda del actor Robert Knoott que ,curiosamente, debuta en tareas de guión.

Appaloosa, que debe su nombre (además de la novela) a una raza de caballos de pelaje blanco criada por los indios, cabalga entre escenas notables ,cuandos los actores hablan, y roza lo mediocre cuando son las pistolas las que toman el relevo. Parece que todo lo que rodea el concepto de autor dinamita otros conceptos como son el de la acción, si el film no es sesudo o almenos no lo aparenta malo…Las secuencias de acción són contadas y además están mal provechadas: Os imagináis un duelo tensionado y estirado al estilo Sergio Leone como en El bueno, el feo y el malo con estos 3 actores. Lástima, no pudo ser,… como tampoco la falta de profundidad, por no decir de maldad del antagonista Jeremy Irons, ¿tan pocas líneas merecía un actor de este calibre ?, alguna escena extraña como la del saloon dondeel sheriff Virgil (Ed Harris) se lía a mamporros sin venir a cuento, la secuencia del tren donde todo se queda ahí, nos paramos y nos vamos (quién resolvería una situación de conflicto en un tren, con buenos y malos sin más…): Ed Harris, está claro, no es Clint Eatswood, y lo comparo con el jinete pálido por la publicidad y algunas críticas que hablaban del nuevo western de autor, de otro gran western crepuscular a lo Sin Perdón.

Colocar varios actores buenos con indumentaria de vaqueros en un pueblecito de Nuevo Méjico,con diálogos frescos y modernos e interpretaciones lógicamente a la altura, no es suficiente para hablar de otro Sin Perdón ensalzándola a la categoría de obra maestra. Y no es la primera vez que se confunde las buenas intenciones de un buen actor con las de un buen director, y sólo porque veamos un western diferente no quiere decir que estemos ante otro Centauros del Desierto, porque eso, como muy bien sabéis, sólo está al alcance de los grandes.

 

Publicaciones relacionadas

El Viaje de Chihiro (2001)

El Viaje de Chihiro (2001)


El Viaje de Chihiro (2001)

La siguiente parada entre las películas del Studio Ghibli es probablemente la película más conocida del estudio. “El viaje de Chihiro” se estrenó en 2001 bajo la dirección de Hayao Miyazaki. La película ha cosechado un gran éxito tanto en Japón como internacionalmente habiendo recibidos...

Apollo 11

Apollo 11


Apollo 11

El día que nos visiten los alienígenas y nos pidan el curriculum, nos vamos a ver algo apurados. “Vemos que han estado bastante atareados los últimos 70.000 años... ¿Pero si tuvieran que elegir solo una cosa, qué destacarían ustedes en su vida laboral?” Tal vez la respuesta sea este documental...

Studio Ghibli en Netflix: La tumba de las luciérnagas (1988)

Studio Ghibli en Netflix: La tumba de las luciérnagas (1988)


Studio Ghibli en Netflix: La tumba de las luciérnagas (1988)

Continuando con nuestro especial dedicado al Studio Ghibli, llegamos a “La tumba de las luciérnagas, película estrenada en 1988 basada en una historia corta homónima del autor Akiyuki Nosaka. Fue la primera película del estudio dirigida por Isao Takahata y ha sido objeto de dos remakes en live...

Deja un comentario

¿Persona o Replicante? * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.